Mallorca – FC Barcelona.

Mallorca - FC Barcelona

Después de una larga semana con multitud de compromisos internacionales, por fin ha llegado una nueva jornada liguera con una única pregunta sobrevolando por todos nuestros pensamientos:

¿Serán capaces los mallorquines de repetir la hazaña del Celtic, en Champions League batiendo al mejor equipo del mundo?

Comencemos…

En un mundo eclipsado por el incesante tintineo del “tiki-taka”, la universalidad de los jugones y el monopolio del color azulgrana, el Mallorca tratará de frenar a sus virtuosos rivales de mañana, con las proclamas que su técnico, Joaquín Caparrós, ha repetido hasta la extenuación desde que llegara a la capital balear: Lucha, entrega, pundonor y garra.

Por lo que en esta antítesis de estilos y caracteres intrínsecos, el enfrentamiento balompédico entre baleares y catalanes se decantará hacia aquel que lleve al otro a su terreno.

Si el conjunto que dirige Caparrós consigue cortocircuitar el juego interior de los culés haciendo un futbol solidario con multitud de ayudas, no dejando recibir cómodo a sus oponentes, líneas muy juntas y rápidas transiciones defensa-ataque buscando alguna oportunidad de adelantarse en el marcador, tendrán serias opciones de llevarse los tres puntos y el encuentro.

Bien es sabido por todos que si hay una faceta del juego, además de los balones aéreos, en el cual sufre el FC Barcelona de Tito Vilanova es con el juego directo buscando la espalda de sus centrales.

Pero por el contrario, si como la lógica parece indicar, el talento se impone a la fuerza, la astucia a la agresividad –balompédica- y en definitiva el Barça continua siendo Barça no tendrán problemas para ganar a sus colegas mallorquines porque en definitiva juegan más y son mejor equipo.

Lo que ocurre es que, en un deporte tan inmenso y glorioso como el futbol, el sentido común es el menor de los sentidos y la lógica es demasiado presuponer…

¿Quién ganará?

César Labrandero

Deja un comentario